Puede usar las teclas derecha/izquierda para votar el artículo.Votación:1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (1 votos, promedio: 5,00 sobre 5)
LoadingLoading...

Naturaleza

LOS ELEGANTES ANDARES DEL FLAMENCO ROSA DEL CARIBE

Por Ana López Barrón/// México posee una riqueza natural y animal inigualable. Es el tercer país con mayor biodiversidad del planeta, con aproximadamente el 12% de las especies que existen. Ocupa el primer puesto en cuanto a variedad de reptiles y anfibios; el decimoprimero en volumen de especies de aves y el cuarto en plantas vasculares. En las Reservas de la Biósfera Río Lagartos y Ría Celestún, en la Península de Yucatán, y en la de Los Petenes, en Campeche, todas en el sureste del país, podemos encontrar una de las aves más grandes del mundo, el flamenco rosa del Caribe.

 

 

Reminiscencias prehistóricas

Según el titular de la Comisión Nacional de Áreas Naturales Protegidas (Conanp), Alejandro del Mazo, “durante el pleistoceno existió en lo que hoy es Chihuahua (noroeste) un flamenco primitivo con los mismos caracteres morfológicos del actual. Su cuerpo es relativamente corto, mientras las patas y cuello son extremadamente largas. Su inconfundible pico curvo, es una verdadera joya, diseñado para trabajar boca abajo a modo de filtro, atrapando los moluscos, algas y otros pequeños microorganismos”.

Según el experto, el cuello y las patas le permiten explorar áreas de alimentación inalcanzables para ninguna otra ave de los humedales. Además, ha desarrollado adaptaciones anatómicas y fisiológicas que “le permiten ocupar los niveles superiores de las cadenas alimenticias de los lugares donde viven, como marismas, lagunas costeras, desembocaduras de ríos, lagunas y salinas poco profundas.Su largo pico es el sistema adaptativo más característico de esta ave”, afirma del Mazo a EFE .

Para alimentarse introduce la cabeza en el agua al revés y la mueve de lado a lado recolectando la mezcla de alimento en el fango diluido. De ahí filtran las partículas del alimento del agua. “Puede aspirar y filtrar 120 litros de agua al día”, detalla el especialista.

La mayoría de su plumaje es rosado intenso, hasta el punto de que varía del rosa al rojo. Es un animal omnívoro y su principal alimento es un crustáceo (artemia salina) que le otorga el pigmento (beta-caroteno) que tiñe de color rosado sus plumas.

Tiene unas patas de cuatro dedos, los tres delanteros unidos por una membrana y el posterior muy pequeño. En conjunto, todos estos elementos, unidos a su forma ligera de caminar, el estilo de mover la cabeza y la manera de emprender el vuelo, hacen que la mayoría de las personas se asombren ante la belleza de esta colorida ave.

Ría Lagartos, zona de reproducción

En la zona en que colindan los estados de Campeche y Yucatán, en la franja costera del Golfo de México, una gran variedad de especies migratorias acampan para alimentarse, descansar y reproducirse.

Aún cuando los flamencos están presentes en la mayor parte de los humedales costeros de la península, “es solamente en la Reserva de la Biosfera Ría Lagartos, donde se concentra toda la población para reproducirse”, explica Del Mazo.

Los flamencos se asocian y trabajan juntos para conseguir objetivos comunes, actividades que son realizadas en grandes números cuya “principal ventaja es la seguridad que el grupo les da”, matiza.

La actividad reproductiva puede comenzar al sexto año de vida. Son monógamos y, en el cortejo prenupcial, se agrupan cientos de individuos mostrando conductas como marchar, mover la cabeza, extender un ala o vocalizaciones.

El nido es construido conjuntamente por la hembra y el macho, que lo reparan constantemente mientras dura el proceso de incubación. Ponen un solo huevo en cada nido y generalmente se turnan para empollar los 28 a 30 días que dura la incubación.

Los nidos son pequeños volcanes reforzados de aproximadamente 40 centímetros de alto. Los polluelos al nacer forman comunidades llamadas guarderías, en las que pequeños grupos de adultos actúan como nodrizas.

Los flamencos no regurgitan el alimento para los polluelos como otras aves, sino que le proporcionan una sustancia líquida llamada leche de buche, que es una secreción de la parte alta del tracto digestivo. Los pollos pequeños no necesitan agua dulce, tienen una glándula para expulsar la sal. “Son animales muy longevos y, en estado silvestre, se han registrado edades máximas de hasta 27 años”, según el responsable de la Conanp.

Especie en peligro

En México, la Península de Yucatán concentra la mayor población de flamencos. Desde hace 17 años desde las Reservas de la Biosfera Ría Lagartos y Ría Celestún se desarrolla un intenso y sostenido programa de estudio y manejo sobre los hábitats críticos para su supervivencia.

Conanp desarrolla un proyecto integral de conservación que tuvo su último capítulo este año, el 28 de agosto, con el anillamiento de 407 polluelos de flamenco rosa del Caribe.

“El análisis de los patrones de registro de anillos permite recopilar información acerca de su distribución a lo largo de ese territorio y ayuda a definir áreas prioritarias para su supervivencia, conservación y restauración; estimar parámetros poblacionales y determinar movimientos migratorios”, explica Del Mazo.

Los objetivos principales del programa son asegurar la disponibilidad de lugares de anidación, reforzar las condiciones de protección de las zonas de alimentación y conocer con precisión la demografía de la población de este pájaro en la Península de Yucatán.

Entre otros trabajos se elabora un expediente con su ficha técnica, tras tomarles una muestra de sangre, pesarlos y liberarlos.

Otro de las finalidades es garantizar que ambos tipos de espacios estén provistos de fuentes de agua dulce proveniente de manantiales y promover la importancia de proteger esta especie entre los pobladores de la costa de ese territorio. Gracias a su gran belleza, este ave es un emblema para la conservación de un ecosistema.

De acuerdo con los informes de los censos aéreos de la Conanp, en 2014 se registraron 50.000 ejemplares en la Península de Yucatán, más del doble que hace 17 años. Su conservación ha logrado conjuntar la participación de todos los sectores, federal, estatal, municipal, academia, ONGs y pobladores en general.

El flamenco rosa del Caribe se encuentra en la categoría de especie amenazada según la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales (Semarnat), de la que depende la Conanp, y podría llegar a encontrarse en peligro de desaparecer a corto o mediano plazo, si permanecen los factores que inciden negativamente en su viabilidad.

Del Mazo indica que se ha comprobado que una de las formas más efectivas para orientar las acciones de conservación en los litorales y zonas de humedales “es aquella que pueda incidir en el ánimo de los habitantes de las comunidades hacia conductas amigables con el ambiente”.

En este sentido, además del anillamiento, se realiza el Festival del Flamenco, que durante una semana incluye actividades educativas para formar a la población sobre estas aves y su importancia para la comunidad, con la integración del sector académico.

También hay programas de subsidio dirigidos a los pobladores y proyectos de rehabilitación de los sitios de

Reproducción y abrevaderos

En los programas de conservación se ha integrado este 2015 ”el monitoreo de la calidad de agua”, que “arrojará información valiosa para generar decisiones en materia de restauración, si es necesario, y conservación de manantiales”, puntualiza el titular de Conanp.

Con toda la información recabada se pretende elaborar un plan directriz de manejo de esta especie, “y posicionar a México como el país líder en el manejo y conservación del flamenco rosado”, concluye del Mazo.

15 noviembre 2015, EFE-Reportajes/Practica Español


Apuntes de gramática: repaso de los tiempo simples del modo indicativo


Descárgate el vocabulario de la noticia en PDF ICONO PDF

Noticias relacionadas