Puede usar las teclas derecha/izquierda para votar el artículo.Votación:1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (2 votos, promedio: 4,00 sobre 5)
LoadingLoading...

Cultura

Los legados de dos abanderadas del feminismo en la Caja de las Letras del Cervantes

Madrid / Las cajas de las letras 1047 y 1048 del Instituto Cervantes guardan desde este miércoles los legados de Victoria Camps y Amelia Valcárcel, dos filósofas y escritoras abanderadas de feminismo que aspiran a que este movimiento sea “global”, porque de no serlo no se logrará “nada”.

 

 

Dos “referentes en la militancia del feminismo”, así ha calificado el director del Instituto Cervantes, Luis García Montero, a estas dos pensadoras que entran a formar parte de esta lista de personalidades del mundo de la cultura que guardan su legado en la caja fuerte de la sede de Madrid de esta institución.

Amelia Valcárcel (Madrid, 1950)

En concreto, Amelia Valcárcel ha guardado en la caja 1048, que será abierta en 2100, una carta donde hace un ruego que no ha querido desvelar, pero que si cuando se abra la misiva ya se ha cumplido la haría “muy feliz”. Junto a esta misiva también va “algo de Hegel“, el escritor que más le ha influido, y un “aparatillo para escribir” para hacer un homenaje a su mentor, Carlos Castilla.

Tres objetos guardados en un sobre y sobre los que no ha querido explicar más porque, según ella, “los detalles son siempre mucho menos interesantes”.

Para Valcárcel, según ha contado durante el acto, si el feminismo no es “global” y lo “limitamos a la agenda feminista de Occidente” no se logrará “nada”.

“Lo que he comprobado -ha añadido- es que estamos en un mundo global y eso pone al feminismo en la línea de fractura muchas veces, y hay que estar a la altura de los retos, que son que los derechos básicos que en Occidente se han conseguido pasen de la tinta al tiempo que vivimos, y que sean extensibles a la enorme cantidad de planeta, y ese desafío internacionalista es el gran desafío del feminismo”.

Un reto que va ligado a que la democracia se convierta “en una forma política de Estado en todo el planeta” ya que, según sus palabras, “allí donde no hay democracia no puede haber feminismo, solo puede haber rebeldía”.

Victoria Camps (Barcelona, 1941)

Por su parte, Victoria Camps ha legado al Cervantes en la caja 1047, que será abierta en 2030, el primer libro que publicó, “Los teólogos de la muerte de Dios” (publicado en 1968 por la editorial catalana Nova Terra), su primera “incursión” en la filosofía en la que aborda a un grupo de teólogos protestantes “muy críticos con la religión y que decían que había que prescindir de Dios y entender la religión como algo más centrado en las personas”.

Junto a este ejemplar también ha guardado una carta que le escribió el filósofo José Luis Aranguren: “fue mi primera relación con él, fue como si me hubiera escrito Dios”. Y un tercer objeto, el libro “Hablemos de Dios”, escrito junto a su amiga Amelia Valcárcel.

Durante su intervención Camps también ha apoyado el discurso de feminismo global de su compañera y ha explicado que éste tiene que “trascender a países y territorios” y tiene que hacerse realidad en el siglo XXI “con la intención de que en el siglo XXII ya no se hable de él”.

“Es un camino muy largo y estamos en lo más difícil de conseguir, que es cambiar las mentalidades. Jurídicamente se ha hecho mucho, pero el momento crucial es pasar de la ley a la aplicación correcta de la ley”, ha matizado.

Con este acto el Instituto Cervantes celebra una semana dedicada a la mujer de cara el 8M a la que se sumará la exposición “Tan sabia como valerosa. Mujeres y escritura en los Siglos de Oro” que se abrirá al público el viernes. (4 de marzo de 2020, EFE/PracticaEspañol)

Noticias al azar

Multimedia news of Agencia EFE to improve your Spanish. News with text, video, audio and comprehension and vocabulary exercises.