Puede usar las teclas derecha/izquierda para votar el artículo.Votación:1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (Sin votaciones aún)
LoadingLoading...

World

Otras historias alrededor del Vaticano y de la silla de San Pedro.

Detrás de la solemnidad que conlleva el cargo de pontífice de la Iglesia católica, también se pueden encontrar hechos insólitos y anécdotas. ¿Sabía que hubo dos papas con el nombre de Juan XXIII y uno que excomulgó al cometa Halley?

No deja de ser curiosa la fotografía que ha dado la vuelta al mundo y que se consiguió el mismo día en el que el papa anunció su renuncia en la Ciudad del Vaticano, cuando un rayo golpea la  basílica de San Pedro. ¿Mal augurio? ¿Casualidad?

A lo largo de los más de dos mil años que lleva en activo la Iglesia católica ha habido muchas anécdotas.

En cuanto a abandonar de forma voluntaria el trono de San Pedro, hasta ahora sólo la renuncia que hizo Celestino V se considera una decisión personal y voluntaria. La tomó tras un pontificado muy breve, que duró desde el 29 de agosto hasta el 13 de diciembre de 1294.

Ya habían pasado dos años desde la muerte de Nicolás IV cuando el cónclave nombró vicario de Cristo a Pietro di Morrone, un monje asceta que vivía en una cueva y que subió al trono de San Pedro con el nombre de Celestino V. Pero, al cabo de unos meses, este religioso acostumbrado a la vida austera, renunció al papado.

El Cisma de Occidente y la renuncia de Gregorio XII

No obstante, el último pontífice en presentar su renuncia fue Gregorio XII. Ocurrió en el año 1415 y para entenderlo es necesario sumergirse en las interminables disputas del llamado Cisma de Occidente.

A principios del siglo XV había dos papas reinando en la cristiandad: uno en Roma y otro en Aviñón. En 1409 se trató de solucionar este problema mediante el Concilio de Pisa, pero la cosa no resultó nada bien. De hecho, la convención comenzó con dos pontífices y terminó con tres.

La idea era elegir a un nuevo papa que sirviera para deponer a los dos anteriores. Pero ni Gregorio XII, el de Roma, ni Benedicto XIII, el de Aviñón, reconocieron la validez del concilio. Por su parte, Alejandro V, el elegido en Pisa, murió un año después y fue sucedido por Juan XXIII, conocido como el antipapa, y que no debe confundirse con el Juan XXIII del siglo XX.

Más tarde, la elección de Martín V en 1417 supuso el fin del Cisma de Occidente.

“Mantenerse en sus trece”

Pero todavía quedaba Benedicto XIII, el famoso Papa Luna que, aunque depuesto y exiliado, siguió considerándose máximo pontífice hasta el día de su muerte. Precisamente de él y de su obstinación procede la expresión “mantenerse en sus trece”.

Hasta la llegada de Angelo Roncalli, un cardenal cuya carrera diplomática al servicio del Vaticano le había entrenado bien en el arte de los mensajes sibilinos. En 1958, próximo a cumplir los 77 años, fue elegido Papa.

Para sorpresa general, tomó el nombre de Juan XXIII. Cuando le preguntaron el por qué había adoptado el nombre de un antipapa como el suyo propio, repuso con notable sabiduría que antes del “antipapa” Juan XXIII del siglo XV, habían existido 22 Papas legítimos de nombre Juan…

Del antipapa al Papa bueno y el cometa excomulgado

Y si el Juan XXIII renacentista había sido un bribón de marca mayor, y seguramente uno de los hombres más despreciables que han pasado por el solio pontificio, el Juan XXIII del siglo XX resultó ser tan asombrosamente carismático y abierto al mundo de su tiempo, que fue honrado universalmente después de morir en 1963 con el apodo de “el Papa bueno”.

Otro papa español, en este caso Calixto III, elegido en 1455, tomó una de las decisiones más extravagantes de toda la historia vaticana. Según cuenta la periodista Nieves Conconstrina en su libro “Menudas historias de la Historia”, este pontífice excomulgó al cometa Halley.

Calixto III pensó que la aparición del cometa era un signo de la ira de Dios porque los turcos se habían apropiado de Constantinopla.

Por ello, “tomó varias medidas: primera, excomulgar al cometa; segunda, que todos los príncipes cristianos se unieran contra la invasión musulmana; y tercera, decretar que todos los católicos rezaran el Ángelus a mediodía para hacer desaparecer el cometa o, en su defecto, provocar su caída sobre Constantinopla”.

De acuerdo con la autora, afortunadamente, el cometa se tomó en serio lo de la excomunión y se marchó.

Por Purificación León/ EFE-REPORTAJES/PracticaEspañol

Ejercicio 1

Comprensión del texto

Felicidades - has completado Comprensión del texto.

Tu calificación es %%SCORE%% de un total de %%TOTAL%%.

Tu rendimiento es %%RATING%%


Your answers are highlighted below.
Question 1
La noticia nos documenta sobre...
A
La historia de los emperadores romanos
B
La historia de la monarquía francesa
C
Algunas historias del papado
Question 2
¿Cúantos papas reinando en la cristiandad hubo a principios del siglo XV?
A
Tres
B
Dos
C
Uno
Question 3
Como se llamaba el papa que eligío de nuevo el nombre de Juan XXIII
A
Angelo Roncalli
B
Pietro di Morrone
C
Alejandro Borgia
Once you are finished, click the button below. Any items you have not completed will be marked incorrect. Get Results
There are 3 questions to complete.

Noticias relacionadas